Introduce un término para la búsqueda

post

La Fundación Cajamurcia renueva su apoyo a Cáritas Diocesana

La Fundación Cajamurcia renueva su apoyo a Cáritas Diocesana

La Fundación Cajamurcia ha renovado su colaboración con Cáritas Diocesana mediante un convenio que reafirma el compromiso que la entidad mantiene, desde hace años, con la labor social desarrollada por la institución benéfica. Desde 2005, la Fundación Cajamurcia ha destinado más de 500.000 euros a esta organización, a través de sucesivas colaboraciones, para ayudar a las personas más desfavorecidas.

El nuevo convenio, suscrito por el director de Cáritas, José Antonio Planes, y el presidente de la Fundación Cajamurcia, Carlos Egea, contempla una colaboración para este año que asciende a 15.000 euros, destinados a impulsar sus programas de acción social centrados en formación y empleo, atención primaria, desarrollo integral, infancia y familia, personas sin hogar y vivienda y migraciones y cooperación internacional.

El presidente de la Fundación Cajamurcia ha señalado que “el convenio viene a reforzar el apoyo que venimos ofreciendo a esta asociación benéfica en su labor cotidiana de servicio a las personas con menos recursos, lo que en las actuales circunstancias se nos antoja como imprescindible para paliar situaciones muy graves”.

Por su parte, el director de Cáritas ha destacado que “el apoyo de entidades, como Fundación Cajamurcia, es imprescindible para que nuestro programa de Acogida y Acompañamiento de Cáritas Diócesis de Cartagena pueda desarrollarse, especialmente en estos momentos tan difíciles que estamos viviendo”

Cáritas Diocesana desarrolla, dentro de la Región, una importante labor de apoyo y promoción a diversos grupos sociales en situación de precariedad y exclusión social, a través de la puesta en marcha de diversos programas de desarrollo. Además, esta organización benéfica, que forma parte de la confederación oficial de las entidades de acción caritativa y social de la Iglesia católica en España, instituida por la Conferencia Episcopal, destaca por su labor de cooperación internacional en los países más pobres.